HOME STAGING

RAMBLA DEL BADAL

Home Staging antes
Home Staging después

DESPUÉS

ANTES

Home Staging después

DESPUÉS

ANTES

Home Staging antes
Home Staging después

DESPUÉS

ANTES

Home Staging antes
12.jpg

DESPUÉS

ANTES

1 - portada.jpg

DESPUÉS

ANTES

Home Staging después

DESPUÉS

ANTES

Home Staging antes
Home Staging después

DESPUÉS

ANTES

Home Staging antes
Home Staging después

DESPUÉS

ANTES

Home Staging después

DESPUÉS

ANTES

Home Staging antes
Home Staging después

DESPUÉS

ANTES

Home Staging antes
Home Staging después

DESPUÉS

ANTES

Home Staging antes
Home Staging después

DESPUÉS

ANTES

Home Staging después

DESPUÉS

ANTES

Fotografía: Sébastien Robert

AGRADECIMIENTOS A: 

Capture d’écran 2019-05-08 à 15.17.04.pn
Leroy Merlin.jpg
H&M Home.jpg
Capture d’écran 2019-05-08 à 15.24.52.pn
Ikea.jpg
Capture d’écran 2019-05-08 à 15.29.53.pn
Muy mucho.jpg
Maisons Du Monde.jpg
Capture d’écran 2019-05-08 à 15.18.54.pn
Capture d’écran 2019-05-08 à 15.31.36.pn

ESBOZOS DEL PROYECTO:

4.jpg
2.jpg
6.jpg
11.jpg
10.jpg

Home Staging es un término anglosajón que significa "poner la casa en escena" para preparar su venta o alquiler.

Esta técnica fue inventada en los años 70 en Estados Unidos por Barb Schwartz, asesora inmobiliaria. Hoy en día, la mitad de las viviendas que se ponen a la venta en EE.UU. son objeto de una intervención de Home Staging. 

Vaciar

Ordenar

Despersonalizar

Refrescar

Revalorizar

En el 90% de los casos, el acto de compra du una vivienda viene determinado por un “flechazo”, un amor a primera vista.

El comprador toma su decisión en los dos primeros minutos de visita, éste es capaz de proyectar e imaginar cómo sería su vida en ella, instalando sus propios muebles y decorándola a su gusto.

Los datos hablan por sí solos:

 ​

El acto de compra se decide en los 90 primeros segundos de la visita.

 

9 de cada 10 compras de viviendas se hacen gracias a este “flechazo”.

 

Una vivienda trabajada con Home Staging se vende siete veces más rápido.

 

La intervención aumenta el valor de la vivienda entre un 5% y un 10% en su precio final de venta.